Sacerdote removido de su parroquia como castigo por dar sermón pro-vida en Irlanda

DUBLÍN (ChurchMilitant.com) – Un sacerdote irlandés fue removido abruptamente de su parroquia a manera de castigo, por haber “molestado” a la gente dando una homilía pro vida.

El padre James E. Larkin es un sacerdote de la archidiócesis de Dublín, encabezada por Abp. Diarmuid Martin, que fue  fue inesperadamente reasignado la semana pasada a una capellanía con las Hermanas de Loreto en Rathfarnham.  Las fuentes sostienen que fue debido a una reacción en contra del sermón pro vida  del padre Larkin que se produjo el cambio en  asignación. Un activista pro-vida local que desea ser llamado bajo el pseudónimo de “Anne“, dijo a ChurchMilitant en un correo electrónico, que el padre Larkin habló en contra de los resultados del referéndum sobre el aborto en Irlanda, en el que los votantes irlandeses votaron en mayo para legalizar el aborto, rechazando el derecho constitucional a la vida de los no nacidos en la Octava Enmienda de Irlanda.

De acuerdo con Anne, el padre Larkin advirtió que votar a favor del asesinato legalizado es un pecado grave y que el arrepentimiento y la confesión son necesarios para cualquiera que vote por el aborto.

“Después del referéndum, pidió a la congregación que considerara ir a la confesión si hubieran votado ‘Sí’. Parece que esta es la razón por la que se le removió. “

Anne resaltó que contra el padre se procedió con suma rapidez e injusticia, lo que ha causado el malestar de muchos en la parroquia.

ChurchMilitant llamó a la parroquia de la Medalla Milagrosa el día Lunes a fin de intentar entrevistarse con el padre Larkin. Un miembro del personal confirmó que el padre recientemente había dejado la parroquia pero se negó a hacer más comentarios al reespecto, aunque se refirió llamó al padre Larkin  como “un sacerdote pre-conciliar“.

Anne dijo que ella asistió  a la última misa dada por el  padre Larkin en la Medalla Milagrosa el día 13 de julio. Contó además que luego del sermón,  la congregación le dio una gran ovación de pie que duró por algunos minutos. “el padre estaba muy conmovido“, agregó. “La gente pro-vida se formó después de la misa para estrechar su mano y prometieron escribirle al arzobispo al respecto“.

 

Fuentes

https://www.churchmilitant.com/news/article/irish-priest-punished-for-being-pro-life
Traducido y adaptado por Proyecto Emaús

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *