Médico argentino es sentenciado a prisión negarse a practicar un aborto

Podría ser sentenciado a dos años de cárcel aunque no entrará en prisión

Rodríguez es el jefe del departamento de ginecología del Hospital Pedro Moguillansky en Cipoletti. En mayo del 2017, trató a una mujer de 19 años que sufría un dolor intenso debido a la ingesta de misoprostol, una droga administrada por un grupo de aborteros.

El ginecólogo cipoleño, Leandro Rodríguez Lastra, fue declaro culpable del delito de incumplimiento de los deberes de funcionario público. Está acusado de obstruir un aborto no punible a una joven víctima de violación por parte de un familiar. El bebé nació sano y fue dado en adopción.

El juez, Álvaro Meynet, dio a conocer su veredicto esta mañana y en los próximos días informará la pena que puede ser de hasta 2 años de prisión en suspenso e inhabilitación para ejercer la medicina.

El juicio dio comienzo el 13 de mayo pasado y tuvo tres audiencias testimoniales y una de alegatos. El propio ginecólogo abrió y cerró el debate con sus palabras, mientras que la víctima declaró como testigo en la primera audiencia y a puertas cerradas.

Según los hechos, la joven ingresó el 2 de abril del 2017 al hospital cipoleño luego de haber consumido pastillas de Oxaprost con un proceso abortivo en curso. Días antes las profesionales del hospital de Fernández Oro habían solicitado la derivación a Cipolletti para poner fin al embarazo, pero el ginecólogo exigió un informe psiquiátrico, un requisito no establecido en la ley, por lo que se interpretó como una negación a la asistencia sanitaria.

La joven consumió de manera particular pastillas de Oxaprost para provocarse un aborto, y debió ser atendida.

El médico confirmó que la mujer tenía casi 23 semanas de embarazo y que el bebé pesaba más de 1 libra y 2 onzas, por lo que, junto con el equipo médico y la junta del hospital, decidió no interrumpir el embarazo.

Rodríguez estabilizó al paciente y cuando el bebé llegó a las 35 semanas de gestación, se indujo el parto. Días después, el bebé fue adoptado y pronto tendrá dos años.

Sin embargo, Rodríguez y la Dra. Yamila Custillo, quienes también se negaron a realizar un aborto, fueron citadas por la legisladora de Río Negro, Marta Milesi, defensora del protocolo de aborto no punible, que la provincia había adoptado en el caso de violación, que mujer alegada.

Custilla se retiró de la denuncia en mayo de 2018. Pero el caso contra Rodríguez continuó ya que el profesional supuestamente había detenido un aborto en curso.

Organizaciones como CitizenGo Argentina, Lawyers for Life, Doctors for Life, March for Life, Medical Students for Life e Independent Federal Women entregaron el 14 de mayo más de 50,000 firmas digitales que piden la absolución del doctor al juez Álvaro Meynet y al gobernador Alberto Wereltineck .

«Es obvio que la acusación formulada por la representante provincial Marta Milesi, que es una activista del aborto, busca intimidar a los médicos para que hagan abortos, incluso cuando estos embarazos están avanzados», afirma la carta que entregaron.

«Dr. Rodríguez Lastra cumplió con su deber y el Juramento Hipocrático como médico, comprometido con la defensa y el cuidado de la vida. Esperamos que se haga justicia «, concluyeron.