La televisión: sagrario de Satanás

Crédito de la imagen: Liar vía Sketchport.

El padre Gabriel Amorth, quien fuera exorcista oficial del Vaticano, expresó esta idea cuando un poseído en exorcismo dijo que la televisión era el mismo “sagrario de Satanás”. ¿Cuántas almas pueden llevar al infierno muchos programas de televisión? Urge seleccionar los programas y las horas, e incluso, poco a poco, quitar totalmente la televisión de los hogares ¡Se puede vivir sin televisión! Y es urgente y necesario poner un FILTRO en internet para evitar que circulen perversiones (PIDE EL FILTRO A TU COMPAÑÍA DE TELEFONÍA/ más vale pagar un canon que nutrirse de vicios y perversiones para ti y para tus hijos).  A continuación, 31 razones por las que le televisión (y la pantalla de la PC) no son buenas para tu familia:

  1. La verdad es tergiversada, lo bueno se presenta como malo y viceversa.
  2. Bombardea al espectador con escenas innecesarias de sexo y violencia.
  3. En ella se introducen ataques disimulados contra a fe y a lo santidad.
  4. Presenta la búsqueda de la felicidad terrenal y la ofrece como meta.
  5. Suplanta los verdaderos valores con perversiones.
  6. Es portadora y vehículo de falsas “verdades”.
  7. Roba a los niños su inocencia.
  8. Hipnotiza y alimenta el subconsciente.
  9. Corrompe los valores cristianos.
  10. Crea necesidades percibidas.
  11. Crea héroes ateos.
  12. Promueve falsas religiones y prácticas esotéricas.
  13. Hace que el espectador se una al pecado.
  14. Da instrucciones sobre el mal comportamiento.
  15. Promueve la resolución impía de los problemas.
  16. Crea una visión falsa de la realidad.
  17. Alimenta la imaginación con imágenes negativas.
  18. Enseña un estilo de vida “sin consecuencias”.
  19. Engendra miedo irreal.
  20. Promueve la desconfianza y el cinismo.
  21. Alimenta el egocentrismo y la autocomplacencia.
  22. Produce intolerancia a la privación y la moderación.
  23. Destruye la capacidad de atención.
  24. Crea problemas de aprendizaje.
  25. Crea un apetito por el entretenimiento.
  26. Destruye la creatividad.
  27. Impide el proceso de razonamiento.
  28. Crea estrés inducido artificialmente.
  29. Promueve el comportamiento violento.
  30. Rompe la comunicación interpersonal.
  31. Alimenta el deseo de poder sobrenatural y oculto.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *