Francisco deja entrever Santidad de María

Agencias. – Bien es cierto que el papado de Francisco se ha caracterizado por frases y dichos inconsistentes con la perenne enseñanza de la Iglesia Católica, y esto resulta peculiarmente notorio cuando se trata de Nuestra Señora. Al inicio de su papado allá por el 2013, sorprendió a medio mundo al argumentar que “la Iglesia se parece a María y tiene defectos1“. Algunos para excusarlo, adujeron entonces de que Francisco era en realidad un “sacerdote de barrio” y no un exegeta, mucho menos un teólogo y que en realidad no hubo intención de desvirtuar a Nuestra Señora de esa manera.

Si hacemos un “fast-forward” hasta agosto de este año que recién terminó, encontraremos al papa Francisco, hablando de Nuestra Señora en su nuevo libro en el que explica el rezo del Avemaría, publicado por Rizzoli y la Librería Editrice Vaticana. En él, Francisco sostiene que “María fue una muchacha normal2. A continuación un extracto de aquel libro:

“Desde el momento en que nació hasta la Anunciación, hasta aquel momento en que se encontró el ángel de Dios, la imagino como a una chica normal, una chica de hoy, una chica de una ciudad pequeña“.

¿Y el dogma de la Inmaculada Concepción dónde queda?…

El pasado 21 de Diciembre, durante el saludo que se hace todos los años al personal que labora en la Santa Sede, el papa Francisco habría dejado entrever el dogma de la Inmaculada Concepción de María, es decir, que María por los méritos de quien iba a dar a luz, fue preservada de toda mancha de pecado y fue Inmaculada desde su concepción, razón por la que la Iglesia se refiera a Ella como “Santa María“.

Como cada vez que publicamos una noticia de este tipo se nos ataca y acusa de estar en contra de Francisco, de que “inventamos” o “manipulamos” la noticia en cuestión; adjuntamos parte del texto y el vídeo de ese saludo:

Nuestra Señora y San José están llenos de alegría: miran al Niño Jesús y están felices porque, después de miles de preocupaciones, han aceptado este don de Dios, con tanta fe y tanto amor. Están “rebosando” de santidad y, por lo tanto, de alegría. Y me dirás: ¡por supuesto! ¡Son Nuestra Señora y San José! Sí, pero no pensemos que fue fácil para ellos: los santos no nacen, se vuelven así, y esto también es cierto para ellos.

A continuación el texto original en italiano:

La Madonna y San Giuseppe sono pieni di gioia: guardano il Bambino Gesù e sono felici perché, dopo mille preoccupazioni, hanno accolto questo Regalo di Dio, con tanta fede e am amore. Sono “straripanti” di santità e quindi di gioia. E voi mi direte: per forza! Sono la Madonna y San Giuseppe! Sì, ma non pensiamo che per loro sia stato facile: santi non si nasce, si diventa, e questo vale anche per loro.

El vídeo a continuación inicia en el texto citado en italiano:

¿Se da cuenta? El texto no solamente dice que María no siempre fue santa (si bien es cierto la santidad se adquiere con la práctica de la virtud durante la vida terrenal, también es cierto que María, en honor a los méritos de quien iba a concebir, fue un caso excepcional «Dogma de la Inmaculada Concepción de María»), sino que además sostiene que “No fue fácil para ellos” ser santos. Es decir, como si nuestra Señora y el buen san José, hubiesen estado de tal manera apegados al mundo, que resistieron el llamado a la Santidad…Y tenga en cuenta además que no se trató de un lapsus linguae, pues se leía un texto preparado con antelación.

No atacamos al papa Francisco pero señalamos el error y lo resistimos (lo que es obligación de todo Cristiano). Incluya usted al Santo Padre en sus intenciones del Santo Rosario de cada día.

Referencias

[1]https://novusordowatch.org/2013/09/francis-church-has-flaws-like-mary/
https://w2.vatican.va/content/francesco/es/audiences/2013/documents/papa-francesco_20130911_udienza-generale.html

[2]https://www.lastampa.it/2018/10/08/vaticaninsider/el-papa-mara-una-chica-normal-IVmB8399qKbcfKjJerGXJO/pagina.html

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *