El Senado Argentino rechaza la legalización del aborto

La Cámara Alta argentina votó en contra del proyecto de Interrupción Voluntaria del Embarazo que aprobó el Congreso.

El texto planteaba la posibilidad de realizar la “interrupción” voluntaria del embarazo hasta la semana 14 de gestación. Esa intervención debería haber sido garantizada en todos los centros de salud públicos o privados en un plazo de cinco días una vez hecho el requerimiento.

Los profesionales que no desearán realizar esas intervenciones se podrían inscribir en una lista de objetores de conciencia, pero no podrían alegar esa opción si se tratara de una urgencia. Por su parte, las instituciones no tendrían esa posibilidad y deberían contar con profesionales capacitados para esa tarea.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *