6 de Abril: San Celestino I, Papa


6 de Abril: San Celestino I, Papa

San Celestino I, durante los diez años que duró su pontificado, mostró gran energía y encontré gran oposición. Los obispos de África, que ya se habían quejado de que se convocaba a Roma a muchos de sus sacerdotes, criticaron al Papa por haber llamado a Apiario en forma precipitada y sin tener en cuenta a los obispos. Sin embargo, San Agustín profesaba gran veneración y cariño a San Celestino I, como consta por sus cartas.


Día celebración: 6 de abril.
Lugar de origen: Campania, Italia.
Fecha de nacimiento:  –
Fecha de su muerte:  1 agosto de 432.


Breve Biografía

San Celestino I nació en Campania a fines del siglo IV y floreció en tiempos del emperador Teodosio II. Ocupó la Silla de San Pedro desde el año 422 al 432. Durante su pontificado tuvo lugar la rebelión de Nestorio, patriarca de Constantinopla. Negaba este heresiarca la unión hipostática de las dos naturalezas en Cristo, con lo cual echaba por tierra la doctrina de la Redención humana, a la que restaba el valor infinito que le prestaba la naturaleza divina del Redentor.

Según eso, la Virgen no podía llamarse Madre de Dios, sino sólo Madre de Cristo. Celestino reunió un sínodo en Roma el año 430, y ordenó la celebración de un concilio en Éfeso que tuvo lugar el año siguiente. Asistieron a él más de doscientos obispos, archimandritas y monjes, presididos por San Cirilo de Alejandría, como delegado del Papa. Los Padres asistentes a este Concilio declararon artículo de fe la encarnación del Hijo de Dios en las purísimas entrañas de la Virgen María, y la unión hipostática de las dos naturalezas, divina y humana, en una sola persona, que era la de Cristo, Dios y hombre verdadero.

Juntamente condenaron la herejía de Nestorio, el cual fue depuesto de su cargo y desterrado a Tebas. En castigo se le pudrió la lengua y se le llenó de gusanos. San Celestino instituyó que al principio de la misa se dijese el salmo Júdicame Deus; e introdujo el Gradual. Envió apóstoles a predicar por varias regiones de Europa y combatió el pelagianismo. Después de diez años de luchas en pro de la religión, acabó santamente sus días el 6 de abril del año 432.

San Celestino I se opuso enérgicamente a los brotes de herejía de su época, particularmente al pelagianismo y al nestorianismo, El sínodo que reunió en Roma en el año 430, fue una especie de preludio del Concilio ecuménico de Efeso, al que San Celestino envié tres legados de gran envergadura. Igualmente apoyó a San Germán de Auxerre en su lucha contra el pelagianismo y escribió un tratado dogmático de gran importancia contra el semipelagianismo, que era una forma mitigada de la misma herejía. De San Celestino proviene la obligación de los clérigos de órdenes mayores de recitar el oficio divino.

Es poco probable que San Celestino haya enviado a San Patricio a Irlanda; sin embargo, debía tener muy presentes las necesidades de ese país, ya que fue él quien envió a Paladio allá a sostener la fe de los que creían en Cristo, inmediatamente antes de que San Patricio empezara su gran obra de evangelización.

 

Oración a San Celestino I

!Oh glorioso San Celestino! cuyo sagrado cuerpo tenemos la dicha de poseer entre nosotros con mayor fe y devoción veneramos tan insigne reliquia y humildes te pedimos el favor de tu poderosa intercesión. Por Jesucristo Nuestro Señor.

Amén

| Fuentes
El Santo de cada día por EDELVIVES.