Catolic News Agency .- La líder de ACLU (American Civil Liberties Union) Georgia, ha presentado formal renuncia luego de pasar un susto con sus hijas que involucró el ingreso de un hombre en el baño de mujeres.

Maya Dillard Smith, dice haber renunciado debido a la reacción hostil hacia sus preguntas sobre la participación del grupo de defensa en litigios sobre el uso de los baños públicos que se identifican así mismas como transgénero.

“Existen preocupaciones reales en el tema sobre la seguridad de las mujeres y de las niñas en lo que respecta a este debate”, dijo, según el diario Atlanta Journal-Constitution. “Me parece que en vez de sofocar el diálogo, queremos animar un debate robusto para llegar a una solución efectiva.”

Ella dijo que las dudas sobre el tema se presentaron desde el momento en que sus hijas encontraron tres adultos jóvenes transexuales de voz masculina, de más de seis pies de alto en una baño de Oakland, California.

“Mis hijas estaban visiblemente asustadas. Yo estaba asustada. Me sentía mal preparada para responder a sus preguntas “, dijo en un comunicado publicado por el sitio web de noticias Atlanta Progressive News.

Para Smith, los derechos de los transgénero, tienen implicaciones directas sobre los derechos de la mujer. Agregó que los servicios para las personas “trans” deben “equilibrar la necesidad y garantizar que las mujeres y las niñas estén a salvo de aquellos que podrían tener malas intenciones.”