La ONU podría excluir del derecho a la vida al que está por nacer

GINEBRA (ChurchMilitant.com) – Funcionarios de las Naciones Unidas están proponiendo cambios a un tratado que excluiría al no niño por nacer del derecho a la vida. En julio, el Comité de Derechos Humanos de la ONU completó un borrador sobre el derecho a la vida como parte del Pacto Internacional de Derechos Civiles y Políticos, un tratado global que abarca muchos aspectos de los derechos humanos. El proyecto describe el derecho a la vida como el derecho supremo del cual no se permite ninguna derogación, afirmándolo como el más precioso por sí mismo.

El proyecto también se refiere al derecho de las personas de verse “libres de actos u omisiones que tengan o deban causar su muerte no natural o prematura, así como disfrutar de una vida digna” y subraya que el derecho a la vida no debe ser interpretado de manera restrictiva , El artículo 6 garantiza este derecho a todos los seres humanos, sin distinción alguna.

Pero un cambio que ahora se está considerando excluiría efectivamente al no nacido del derecho a la vida. Un nuevo texto pro-aborto está siendo insertado en el mencionado borrador:

Los Estados deben proporcionar acceso seguro al aborto para proteger la vida y la salud de las mujeres embarazadas,  en situaciones en las que llevar un embarazo a término, causaría dolor o sufrimiento sustancial a la mujer, sobre todo cuando el embarazo es resultado de violación o incesto o cuando El feto sufre un deterioro fatal.

El proyecto califica las restricciones al aborto como “tratos crueles, inhumanos y degradantes”. A continuación, prescribe la legalización de la eutanasia, diciendo que los estados deben facilitar la terminación de la vida de  adultos con enfermedades terminales que deseen morir con dignidad.

El Comité de Derechos Humanos es responsable de emitir recomendaciones a los estados que han firmado el Pacto Internacional de Derechos Civiles y Políticos, pero no tiene el poder de privar al no nacido del derecho a la vida ni de consagrar el aborto como derecho.

Los eruditos a favor de la vida señalan que el aborto no se menciona en los tratados de las Naciones Unidas, y ningún tratado de la ONU puede interpretarse de manera que incluya el derecho al aborto bajo cualquier circunstancia.

Tales interpretaciones de los tratados de la ONU son ilegítimas“, escribe Stefano Gennari, director de estudios jurídicos del Centro para la Familia y los Derechos Humanos. “Los tratados de las Naciones Unidas deben ser usados ​​para expandir la protección a los niños en el vientre de sus madres, no para quitarla“.

Irlanda, que en 2018 votará en un referéndum nacional sobre la legalización del aborto, está bajo intensa presión para liberalizar sus leyes. Dos veces en el último año, la CDH ha decidido que las protecciones constitucionales de Irlanda para los no nacidos son crueles, inhumanas y degradantes para las mujeres e instó al país a legalizar el aborto.

El aborto no es un derecho humano“, observa la Alianza Mundial de la Juventud, “y un comité de las Naciones Unidas no puede ni hacerlo ni afirmarlo como tal. El CDH no tiene autoridad para crear derecho internacional y no puede leer derechos en el derecho internacional que no formen parte de un tratado o costumbre“.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *