Cardenal Sarah urge a Católicos resistir la “colonización ideológica”

(CNA/EWTN News). Durante su discurso en Washington DC, el Cardenal Robert Sarah pidió a los Católicos que se resistan a la “colonización ideológica” que busca la remoción de Dios de nuestra sociedad, de manera que se pueda ayudar a la Iglesia a resistir amenazas contra la familia y la libertad religiosa alrededor del mundo.

El Cardenal Sarah es oriundo de Guinea y es prefecto de la Congregación para el Culto Divino.

“En ninguna parte la persecución religiosa es más clara que en los ataques sobre la familia a través de la demoniaca “ideología de género” que ha experimentado un gran impulso en un mundo que está siendo cada vez mas aislado de Dios por medio del colonialismo ideológico”.

El Cardenal enfatizó que el individualismo y el deseo de crear lo que el llamo “paraíso utópico” sin Dios, ha tenido un profundo impacto en la sociedad.

“El rápido desarrollo y crecimiento social y económico en el pasado medio siglo, no ha sido acompañado por un equivalente y fervoroso progreso espiritual, más bien somos testigos de lo que Francisco a llamado ‘Indiferencia globalizada’.
Esta indiferencia hacia otras personas, puede observarse cuando “cerramos nuestros ojos y corazones al pobre y al vulnerable y de una manera bastante despreciable, en la forma en la que descartamos al anciano y al no nacido”.

Sarah recalcó que los más grandes retos son aquellos relacionados con la familia. Citando al papa Francisco, el Cardenal Sarah recordó a los presentes que proponer menos de lo que la Iglesia enseña sobre el matrimonio, propone menos de lo que Cristo ofrece al ser humano.

“Esta es la razón por la que el Santo Padre defiende abierta y vigorosamente las enseñanzas de la Iglesia sobre temas como la contracepción, homosexualidad, tecnologías reproductivas, educación infantil y muchas otros más.

El Cardenal también agregó que estas y otras “heridas”, pueden convertir a la familia, de un lugar en de florecimiento y amor, en otro en donde los seres humanos pueden ser heridos humana y espiritualmente.

La protección de la familia está también vinculada con la preservación de la libertad religiosa, dijo el Cardenal. Muchos Cristianos están sufriendo la violencia de la persecución por parte de gobiernos y grupos terroristas. La violencia contra los cristianos no es solo física, también lo es política, ideológica y cultural.

Esta forma de persecución religiosa es igualmente dañina pero más oculta. No destruye físicamente pero si espiritualmente. La violencia de la presión ideológica y cultural, busca separar al Cristiano de su conciencia y ‘amoldarlo’ a la sociedad.

Las enseñanzas de la iglesia sobre el matrimonio, sexualidad y familia, están bajo presión extrema recalcó el Cardenal Sarah. Citó la legalización de los matrimonios de personas del mismo sexo, el mandato sobre la contracepción y el acceso a los baños públicos basados en identidad de género.

“En el nombre de la tolerancia, las enseñanzas de la Iglesia sobre matrimonio, sexualidad y la persona humana están siendo desmanteladas”.

Sarah concluyó su alocución manifestando tener grandes esperanzas de poder ver pronto “despertar espiritual” de los Católicos alrededor del mundo, recordándonos que “al final es Dios o nada”.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *